Comunicados València

Privatización de la gestión

By 26/09/2012No Comments

Ante las noticias aparecidas en los medios de comunicación en los que se anuncia la privatización de la gestión de los hospitales de Gandía y Llíria y la privatización de la gestión de la actividad externalizada a lo que se añadiría la gestión del personal administrativo y celadores del resto de hospitales públicos. ACDESA quiere manifestar:

1. La Generalitat Valenciana debido a la necesidad de incrementar sus ingresos está dispuesta a hipotecar el sistema sanitario público, ya gravemente dañado y fragmentado con el despliegue del modelo Alzira.

2. Este modelo de provisión sanitaria, enormemente opaco en sus cuentas, no ha demostrado, pese a la propaganda oficial, una mayor eficiencia que el modelo público. Sin embargo cada vez son más evidentes los apuros de los hospitales de Manises y Denia para prestar una atención de calidad a los ciudadanos de sus departamentos a la vez que debido al retraso en el pago de la Consellería, sus profesionales están teniendo verdaderos problemas para cobrar su nomina de manera regular.

3. Los hospitales de este modelo, para compensar su falta de rendimiento tienden a poner en marcha servicios y prestaciones propios de hospitales terciarios que incrementan el consumo de recursos innecesarios y por tanto el gasto sanitario.

4. La puesta en marcha de los hospitales de Gandía y Llíria, contradice las recomendaciones de los expertos de no aumentar la oferta hospitalaria si esta ya es suficiente.

5. Con respecto a la inclusión del personal administrativo y celador en la externalización de la gestión, desde nuestro punto de vista su inclusión ha sido necesaria para hacer más atractiva a la empresa privada la oferta, aunque como ya anunciamos en su momento no pensamos que el operador privado se conforme con esto, es mas pensamos que este es el comienzo de una exigencia de asumir el control de todo el personal. No obstante ACDESA opina que esta fragmentación supondrá una distorsión en la actividad sanitaria y una enorme incertidumbre en los trabajadores sanitarios, sin añadir ningún valor a la salud de los ciudadanos valencianos.

6. Desde ACDESA exigimos una rectificación de de estas medidas y modelos que ya en otros países y en distintas CC.AA han demostrado su ineficacia y a la larga un incremento del gasto sanitario que han acabado pagando los ciudadanos. Y la apertura de un debate público político y social que clarifique las posiciones de la Generalitat y tenga en cuenta la opinión de los ciudadanos.

7. Es hora de que la Generalitat y la Consellería de Sanitat asuman sus responsabilidad y empiecen a gestionar la sanidad pública desde criterios de evidencia científica y bien público y no para enjugar su déficit, favorecer a las empresas amigas o cambiar el modelo sanitario.