Skip to main content

Posicionamiento de ACDESA-PV sobre la situación de Atención Primaria durante el verano 2020

Default Image Acdesa

La semana pasada la Conselleria de Sanitat hacía público que los centros de salud de la Comunidad Valenciana se iban a abrir en horario de tardes (13-20 horas) durante los meses estivales. Como defensores de la Sanidad Pública consideramos que podría ser una buena iniciativa debido a que ofrece accesibilidad a la población que durante las mañanas no pueden acudir al médico por una cuestión laboral o por conciliación familiar. Todo lo que sea reforzar y fortalecer la Atención Primaria (AP) es bueno para los pacientes y sus familiares, para los profesionales y para la sostenibilidad del Sistema Sanitario público valenciano, siempre que se haga con los medios y recursos adecuados.

Sin embargo, teniendo en cuenta la experiencia de veranos anteriores (escasas sustituciones y déficit de profesionales), y conociendo la situación de pandemia actual, en la AP se prevé que, los meses de verano la situación de cobertura de plantillas y servicios, pierda eficacia y calidad asistencial. En la mayoría de casos, durante el verano, no se contrata a sustitutos y son los propios profesionales quienes se sustituyen entre ellos. Así que debemos contar, que en verano la plantilla de los centros de salud se reduce a la mitad y se concentra la atención en las zonas turísticas de montaña y de playa, en un contexto de déficit estructural de profesionales sanitarios (sobre todo, médicas de familia, pediatras y personal de enfermería). Pero, además, este año hay una situación excepcional, la pandemia producida por el virus SARS-COV2. La AP es quien se ha encargado, mayoritariamente, del aislamiento, control y seguimiento de los casos además de las patologías agudas y crónicas, que no han dejado de existir. Y, como siempre, todo esto se ha gestionado gracias al sobreesfuerzo profesional, a la buena voluntad del colectivo y la capacidad de innovación de los Equipos de Atención Primaria (EAP). En toda esta situación, no ha ayudado la falta de recursos materiales y tecnológicos, en los momentos oportunos, así como la falta de apoyo real, ágil y decidido de la Conselleria de Sanitat, que una vez más continua “haciendo invisible” a la AP. Así pues, podríamos decir que estamos ante una plantilla que está cansada en lo físico y en lo psíquico, y que ya piensa en guardar energías para el futuro otoño e invierno.

Viendo con perspectiva la situación vigente, no parece prudente la apertura de los centros de salud y consultorios auxiliares, en horario de tarde  si no se solucionan varias  cuestiones pendientes como son :

  1. La falta de conocimiento del Plan de Desescalada de la AP y su repercusión en los EAP. ¿Cómo afectará a la equidad que cada Departamento de Salud trabaje por su cuenta y riesgo?
  2. La falta de plan vacacional del 2020, por parte de la Conselleria de Sanitat. A dos semanas de que los profesionales se vayan de vacaciones, no es capaz de garantizar la organización de los centros de salud y las directrices aportadas no son claras.
  3. La planificación de la formación en prevención de riesgos laborales -riesgos biológicos- a los nuevos profesionales que se incorporen, está ausente.
  4. La ausencia de programación de las coberturas asistenciales (vacaciones, bajas, formación, etc.), hace que, la apertura de las consultas de los EAP en horario de tardes (13-20 horas) supondría que 1/3 de la plantilla habitual estaría de mañanas, 1/3 de la plantilla estaría de tardes y el otro 1/3 estaría de vacaciones.

Lo importante en toda esta situación es hacer compatible y conciliar una atención sanitaria eficaz y  de calidad, con el merecido descanso vacacional de los profesionales, preservando en todo momento, su seguridad y su salud. No se puede garantizar la equidad y una buena asistencia sanitaria, si cada Departamento de Salud  “va a la suya”, y no hay una buena dotación estructural de las plantillas.

Con todo ello desde ACDESA-PV se exige:

  1. Conocer las directrices generales del Plan de Desescalada del Sistema Sanitario Público Valenciano, y en concreto, en la Atención Primaria.
  2.  Garantizar un plan vacacional que permita la organización adecuada de los centros de salud y la calidad asistencial de los pacientes.
  3.  Reforzar las plantillas con la contratación de sustitutos necesarios para cubrir a los profesionales ausentes, garantizando al menos un 80% de la plantilla habitual.
  4. Abrir los centros de salud por las tardes,  con el número necesario y suficiente de profesionales que permita una adecuada asistencia sanitaria y de calidad.

JUNTA DIRECTIVA ACDESA-PV

15 JUNIO 2020

SOLIDARITAT AMB LUIS OCAMPO

Default Image Acdesa

Después de casi seis años desde que ocurrieran los hechos, Luis Ocampo, médico y activista en defensa del Sistema Sanitario Público y de la lucha contra el narcotráfico, va a ser jugado los días 16, 17 y 18 de junio en la Audiencia Provincial de Madrid.

Los hechos de los que se le acusa y por lo que se le pide una pena de 18 meses de cárcel, presuntamente atentado a la autoridad, ocurrieron en el transcurso de una manifestación pacífica el 4 de octubre de 2014, convocada por la Coordinadora 25-S para denunciar la corrupción de la monarquía Borbónica y reivindicar la República. En la referida manifestación estaba también Doris Benegas, procesada igualmente en esta causa, que falleció el 29 de julio de 2016 de un tumor que se le diagnosticó pocos meses después de su detención en aquella movilización.

Hay un abundantísimo material, vídeos y fotografías, que recogen de forma clara e indubitativa cómo ocurrieron los hechos realmente. Doris Benegas, Luis Ocampo y otros compañeros fueron simple y llanamente víctimas de la brutalidad policial de algunos miembros de la UIP enviados por la Delegación del Gobierno en Madrid, bajo la responsabilidad en aquel entonces de la «Máster por la Universidad Juan Carlos I», Cristina Cifuentes. El Ministro del Interior era Jorge Fernández Díaz, bien conocido por la manipulación política de las Fuerzas de Orden Público. Luis Ocampo tuvo que ser ingresado en el hospital «Fundación Jiménez Díaz» por un cuadro de presíncope y sintomatología compatible con isquemia coronaria aguda, además de diversas lesiones, especialmente en muñecas. A los pocos días se le diagnosticó en el servicio de oftalmología del hospital Universitario del Río Hortega de Valladolid desprendimiento traumático de vítreo en el ojo derecho.

Desde la primera declaración ante la Juez de Instrucción, Luis Ocampo ha mantenido la misma versión de los hechos: que fue agredido por miembros de la UIP sin motivo alguno, salvo la beligerancia y animadversión públicamente expresada por Cristina Cifuentes contra la Coordinadora 25-S, Doris Benegas y Luis Ocampo.

En la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública o en la Coordinadora contra el Narcotráfico no nos imaginamos a Luis Ocampo arremetiendo físicamente contra los antidisturbios. Nos consta que Luis Ocampo, en su actividad profesional como médico, tenía entre sus pacientes a diversos miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado. Visionando las abundantes imágenes que hay de los hechos se evidencia que lo ocurrido es muy diferente de la versión policial oficial. Luis Ocampo es tirado al suelo y reducido por dos antidisturbios, uno de los cuales, por cierto, aprieta su cuello con las rodillas, en una imagen que nos recuerda lo ocurrido hace una semanas en los EEUU con George Floyd. Exigimos la absolución de Luis Ocampo y de sus compañer@s; que se depuren las responsabilidades sobre el comportamiento de los miembros de la UIP y que cese cualquier tipo de brutalidad policial.

PLATAFORMA EN DEFENSA DE LA SANIDAD PÚBLICA DE VALLADOLID

ACDESA-PV, davant l’Ordre SND/422/2020 sobre l’ús de mascareta obligatòria

Default Image Acdesa

ACDESA-PV, davant l’Ordre SND/422/2020 sobre l’ús de mascareta obligatòria des de data 21/5/2020 en la via pública, en espais a l’aire lliure i en qualsevol espai tancat d’ús  públic o que es trobe obert al públic, vol deixar palès:

1.    Que la mascareta, d’acord a l’evidència científica, té una funció preventiva.

2.    Que en ser un recurs preventiu deu considerar-se com producte de primera necessitat, igual que ho és un medicament o una vacuna.

3.    Que, a més, en el moment actual on el 26% de la població de l’Estat Espanyol està en risc de pobresa i/o exclusió social, la despesa en aquest producte generarà més desigualtats.

 Per tot açò, hauria de  ser assumida aquesta despesa pública pels Serveis Sanitaris Públics mitjançant la prescripció o la distribució que calga, sense que supose cap detriment en l’economia personal o familiar per a la població més vulnerable econòmicament.

COMUNICADO DE ACDESA-PV CON RESPECTO A LAS DECLARACIONES DEL PRESIDENT XIMO PUIG A PROPÓSITO DE LAS REVERSIONES A LA SANIDAD PÚBLICA DEL MODELO CONCESIONAL SANITARIO (Torrevieja y Dénia)

Default Image Acdesa

En recientes declaraciones a “El Economista” el presidente de la Comunitat Valenciana Ximo Puig, ha manifestado sus dudas sobre la conveniencia de la reversión de las concesiones sanitarias conocidas como modelo Alzira. Se refiere a las de Torrevieja (finalizará su contrato en octubre 2021) y Dénia (finalizará en 2024) por las repercusiones que podrían tener sobre el déficit público. https://www.eleconomista.es/sanidad/noticias/10498609/04/20/Ximo-Puig-se-plantea-mantener-las-concesiones-sanitarias-para-evitar-el-coste-de-revertirlas.html

Esta razón nos parece una excusa para abandonar el objetivo estrella del pacto del Botànic, porque el impacto que tiene la reversión de Torrevieja (recordemos que retorna al sistema público sin coste) sobre el déficit público es nulo. Y en el caso de Dénia, el coste puede ser cero si se tienen en cuenta los incumplimientos sistemáticos de contrato por parte de la empresa concesionaria, que se han denunciado en numerosas ocasiones por los ayuntamientos del departamento y la Plataforma de Defensa de la Sanidad Pública de la Marina Alta.

El enorme déficit público que se va a producir tras la pandemia, habrá que afrontarlo tanto a nivel comunitario, como estatal, europeo y mundial y probablemente traerá como consecuencia un cambio de paradigma productivo y de financiación que necesariamente habrá de tener una visión más solidaria y colaborativa entre territorios. Utilizar, pues, el aumento del déficit que se va a generar en estas circunstancias, nos parece un argumento falaz que se aprovecha del temor que está generado en la ciudadanía la crisis sanitaria del COVID-19 para no afrontar la reversión del modelo concesional.

Estas declaraciones nos parecen más bien influidas por la presión que Ribera Salud está ejerciendo sobre el gobierno valenciano, negociando su permanencia en el Complejo concesional Elx-Torrevieja; ultimando la negociación con Sanitas para hacerse con el control del departamento de Manises y poniendo todos los inconvenientes que ha podido en la negociación entre Generalitat y DKW para evitar la reversión anticipada de Dénia a la que se comprometió Ximo Puig.

Los contactos entre Centene (propietaria de Ribera Salud) y el presidente de la Generalitat vienen desde antes de la reversión del Hospital de Alzira, que intentaron evitar y siguieron tras el nombramiento de la exconsellera Montón como ministra de sanidad, favorecidas por el asesor  de presidencia Orengo como la prensa puso de manifiesto https://www.eldiario.es/cv/Monton-Orengo-Generalitat-Ribera-Salud_0_779722503.html

Desde ACDESA-PV exigimos que se haga frente al compromiso electoral firmado en los pactos del Botànic I y II y que se revierta al sistema sanitario público el modelo concesional, mediante una negociación transparente y en la que primen los derechos ciudadanos a una asistencia sanitaria pública, de calidad, equitativa y que no genere beneficios económicos a la empresa privada. Por tanto entendemos que debe haber un posicionamiento claro de los partidos que forman parte del Gobierno del Botànic sobre este punto.

La obligación del gobierno valenciano es auditar de manera transparente y objetiva, no solo desde el punto de vista de eficiencia económica sino también de eficiencia social, las concesiones sanitarias. Así como analizar los escenarios más favorables para acometer estas reversiones para el pueblo valenciano.

En opinión de ACDESA-PV la situación de crisis sanitaria, social y económica que estamos viviendo a causa de la pandemia de COVID-19, no puede ser una excusa para abandonar la reversión a la sanidad pública del modelo Alzira. Precisamente lo que está demostrando esta pandemia es que el modelo de sanidad pública es el que mejor puede hacer frente, ante cualquier contingencia, a pesar de los constantes recortes y la precariedad a que ha sido sometido durante los años de gobiernos conservadores. Madrid y Cataluña, con más recortes y con modelos sanitarios más privatizados es donde más impacto negativo ha tenido la pandemia. La sociedad ha comprendido que el sistema público de salud, con el enorme esfuerzo de sus profesionales, es el que ha respondido de manera más eficaz a una situación de salud tan negativa, al superar todas las previsiones.

València, abril 2020 

ACDESA-PV

En recents declaracions a “El Economista” el president de la Comunitat Valenciana Ximo Puig, ha manifestat els seus dubtes sobre la conveniència de la reversió de les concessions sanitàries conegudes com a model Alzira. Es refereix a les de Torrevieja (finalitzarà el seu contracte a l’octubre 2021) i Dénia (finalitzarà en 2024) per les repercussions que podrien tindre sobre el dèficit públic. . https://www.eleconomista.es/sanidad/noticias/10498609/04/20/Ximo-Puig-se-plantea-mantener-las-concesiones-sanitarias-para-evitar-el-coste-de-revertirlas.html

Aquest raó ens semblen una excusa per a abandonar l’objectiu estrela del pacte del Botànic, perquè l’impacte que té la reversió de Torrevieja sobre el dèficit públic és nul (recordem que retorna al sistema públic sense cost). I en el cas de Dénia, el cost pot ser zero si es tenen en compte els incompliments sistemàtics de contracte per part de l’empresa concessionària, que s’han denunciat en nombroses ocasions pels ajuntaments del departament i la Plataforma de Defensa de la Sanitat Pública de la Marina Alta.

L’enorme dèficit públic que es produirà després de la pandèmia, caldrà afrontar-ho tant a nivell comunitari, com a estatal, europeu i mundial, i probablement portarà com a conseqüència un canvi de paradigma productiu i de finançament que necessàriament haurà de tindre una visió més solidària i col·laborativa entre territoris. Utilitzar, doncs, l’augment del dèficit que es generarà en aquestes circumstàncies, ens sembla un argument fal·laç que s’aprofita del temor que està generant en la ciutadania la crisi sanitària del COVID-19 per a no afrontar la reversió del model concessional.

Aquestes declaracions ens semblen més aviat influïdes per la pressió que Ribera Salud està exercint sobre el govern valencià, negociant la seua permanència en el Complex concessional Elx-Torrevieja; ultimant la negociació amb Sanitas per a fer-se amb el control del departament de Manises i posant tots els inconvenients que ha pogut en la negociació entre Generalitat i DKW per a evitar la reversió anticipada de Dénia a la qual es va comprometre Ximo Puig.

Els contactes entre Centene (propietària de Ribera Salud) i el president de la Generalitat vénen des d’abans de la reversió de l’Hospital d’Alzira, que van intentar evitar i van seguir després del nomenament de la exconsellera Montón com a ministra de sanitat, afavorides per l’assessor de presidència Orengo com la premsa va posar de manifest https://www.eldiario.es/cv/Monton-Orengo-Generalitat-Ribera-Salud_0_779722503.html

Des de ACDESA-PV exigim que es faça front al compromís electoral signat en els pactes del Botànic I i II de revertir al sistema sanitari públic el model concessional, mitjançant una negociació transparent i en la qual prevalguen els drets ciutadans a una assistència sanitària pública, de qualitat, equitativa i que no  genere beneficis econòmics a l’empresa privada. Per tant entenem que ha d’haver-hi un posicionament clar dels partits que formen part del Govern del Botànic sobre aquest punt.

L’obligació del govern valencià és auditar de manera transparent i objectiva, no sols des del punt de vista d’eficiència econòmica sinó també d’eficiència social, les concessions sanitàries. Així com analitzar els escenaris més favorables per a escometre aquestes reversions per al poble valencià.

En opinió de ACDESA-PV la situació de crisi sanitària, social i econòmica que estem vivint a causa de la pandèmia de COVID-19 no pot ser una excusa per a abandonar la reversió a la sanitat pública del model Alzira. Precisament el que està demostrant aquesta pandèmia és que el model de sanitat pública és el que millor pot fer front, davant qualsevol contingència, malgrat les retallades i la precarietat al que ha sigut sotmés durant els anys de governs conservadors. Madrid i Catalunya, amb més retallades i amb models sanitaris més privatitzats és on més impacte negatiu ha tingut la pandèmia. La societat ha comprés que el sistema públic de salut, amb l’enorme esforç dels seus professionals és el que ha respost de manera més eficaç a una situació de salut tan negativa, al superar totes les previsions.

València, abril 2020    ACDESA-PV

COMUNICADO URGENTE ANTE LA PANDEMIA DE COV19, DEL CONSEJO VALENCIANO DE PERSONAS MAYORES

Default Image Acdesa

Ante la situación que están viviendo las Residencias de personas mayores en el desarrollo de la pandemia de COV19 en todo el país (más de 9000 fallecidos). En la Comunidad Valenciana aunque estamos por debajo de la media del país, el impacto sobre las residencias de personas mayores es significativo y progresivo.
Por ello el Consejo Valenciano de Personas Mayores, manifiesta que es urgente la asunción de estos centros sociosanitarios por la Conselleria de Sanitat i Salut Pública, convirtiéndolas en uno de los ejes diana de su actuación, la Orden del Ministerio de Sanidad 322/2020 del 3 de abril y la normativa valenciana que se ha desarrollado, lo facilita. Algunas comunidades autónomas ya lo han hecho (Cataluña, Castilla la Mancha, Castilla León…) obligadas por el tremendo descalabro que están sufriendo en número de pacientes y mortalidad y aunque la situación en la Comunidad Valenciana es grave pero no catastrófica, si no se toman medidas urgentes el número de fallecidos entre las personas mayores que viven en residencias puede ser insoportable, a pesar del esfuerzo y el sacrificio del personal de las mismas.
Esta asunción de responsabilidad por parte de la Conselleria de Sanitat, debe conllevar comunicación constante entre las Conselleria de Sanitat Universal y Salut Pública y la Conselleria Igualtat y Políticas Inclusivas, a nivel político y técnico mediante la activación de las estructuras necesarias de coordinación (Comisión de Coordinación y Seguimiento Sociosanitaria) que desplieguen medidas para favorecer la coordinación entre ambos sectores, la permeabilidad del personal, la eliminación de trabas burocráticas, la formación del personal de las residencias y sobre todo la fijación de un criterio único en todos los departamentos de salud, para la atención de los pacientes detectados en función de su situación ante la enfermedad. Actualmente a este Consejo llega información de los distintos territorios, que ponen de manifiesto la heterogeneidad en el afrontamiento de los problemas que se detectan en las residencias.
Aprovechando la estructura por departamentos de la Conselleria de Sanitat debería establecerse UN COMITÉ DE COORDINACIÓN SOCIOSANITARIO POR DEPARTAMENTO DE SALUD (24 departamentos) que ponga a funcionar los servicios y la coordinación en cada departamento entre las estructuras sanitarias y los centros sociosanitarios de su territorio y en el que esté representado el equipo directivo sanitario del departamento y la parte social (tanto pública como privada) y que centralice la información de todos los problemas que se produzcan en los centros sociosanitarios
Desde estos comités de departamento y con los criterios establecidos por el comité técnico, deberían ser imprescindibles una serie de actuaciones en las residencias:

  • Aportación complementaria desde sanidad de personal sanitario que sea necesario para garantizar la adecuada atención sanitaria.
  • Aportación complementaria desde sanidad (nos consta que algunas residencias han adquirido parte de este material en el mercado) de EPIs, mascarillas homologadas y todo el material que se precise para todo el personal que lo necesite.
  • Pruebas rápidas para profesionales y residentes para determinar grado de contagio y estratificar la situación de los residentes para poder tomar medidas sobre los casos existentes y control de casos nuevos
  • Formación rápida desde sanidad del personal de las residencias para la correcta utilización de los equipos y demás material de protección.
  • Tomar medidas de aislamiento imprescindibles y si no es posible en el propio centro, en cada departamento de salud disponer de centros de referencia monográficos donde alojar a los casos infectados para evitar propagación de la enfermedad entre los residentes sanos.

La pandemia del COV19 ha puesto de relieve las debilidades del modelo residencial de nuestro país (infrafinanciación, falta de coordinación con el sistema sanitario, salarios inferiores, alta rotación laboral…) Por supuesto que hay muchas diferencias entre comunidades autónomas, en estructura residencial, en formación del personal, etc. Pero lo que es evidente y las cifras así lo corroboran en todos los territorios, es que constituyen un punto débil en la situación actual. De ahí la llamada de auxilio tan potente de las residencias y su sensación de abandono que exige una ineludible respuesta desde la Administración.
Hay trabajo por delante y tiempo habrá para hablar sobre el modelo sociosanitario que queremos, que desde luego para el Consejo Valenciano de Personas Mayor es un modelo centrado en las necesidades de las personas e integrado, en el que la prestación sanitaria sea responsabilidad del sector sanitario. Pero ahora es el momento de parar esta oleada de enfermedad y muerte, por eso nos parece urgente la asunción de responsabilidad de la Conselleria de Sanitat y la intervención de los centros y residencias sociosanitarios.
Para el Consejo Valenciano de Personas Mayores la vida y el bienestar de los mayores es nuestro objetivo principal. Estas generaciones de personas mayores que ahora se ven más afectadas merecen un especial reconocimiento de toda nuestra sociedad por el esfuerzo y los sacrificios que a lo largo de su vida han soportado, para convertir a nuestro país en uno de los mejores lugares del mundo y nosotros no podemos dejarlos en la estacada.


Valencia, 14 de Abril de 2020
CONSEJO VALENCIANO DE PERSONAS MAYORES

La Plataforma de Defensa de la Sanidad Pública del PV reclama a la Consellera de Sanidad que paralice el ERTE del laboratorio del Departamento de Salud de Dénia

Default Image Acdesa

Ante el Expediente de Regulación Temporal de Empleo ( ERTE) que ha llevado a cabo con fecha 30 de marzo de 2020, el laboratorio Analiza, empresa subcontratada por Marina Salud SA,  que realiza la analítica – bioquímica, microbiológica y anatomía patológica del Departamento de Salud de Dénia, consideramos necesario informar  a la población y a los responsables sanitarios que la Plataforma de  Defensa de la Sanidad Pública del PV:

1. Considera el ERTE como un recorte que es contradictorio con el estado de alarma decretado por la pandemia del Covid 19 donde se indica que hay que reforzar los servicios sanitarios, sobrecargados y tensados por el aumento de la demanda asistencial de la población.

2. Afirmamos, de acuerdo con las recomendaciones de expertos, autoridades científicas y sanitarias,  la necesidad de realizar pruebas diagnósticas para conocer la verdadera extensión de la enfermedad  Covid 19 en nuestra población, así como  practicarla ante la sospecha de enfermedad .
En este sentido no es asumible que mientras se anuncia la llegada de nuevo material para hacer los tests, tanto  pruebas de PCR como serología, se realice recorte de actividad en laboratorio.

También hay que tener en cuenta que se debe mantener la actividad de laboratorio más allá de la analítica relacionada con el Covid 19, porque la población sigue padeciendo las enfermedades habituales que no toman vacaciones y precisan también de asistencia.


3. Destacamos que aunque el Departamento de Salud de Dénia sea de gestión privatizada por Marina Salud SA, y el laboratorio se haya externalizado a otra empresa privada, se atiende a población protegida por la sanidad pública valenciana, sufragada por nuestros impuestos y no es admisible que para hacer caja, las empresas privadas (Marina Salud y Analiza) recorten actividades y prestaciones sanitarias.

4. Resaltamos que no es admisible esta nueva discriminación para la población de la Marina Alta. Discriminación que se produce en un contexto de alarma sanitaria y que representa una estrategia nociva tanto de la Concesionaria como de la empresa Analiza.

La Plataforma de Defensa de la Sanidad Pública del PV considera que en tiempos de Covid 19, y ante las necesidades de realizar las pruebas y análisis, no es justificable por razones sanitarias el recorte de actividades de laboratorio. 
 
Por lo expuesto la Plataforma de Defensa de la Sanidad Pública del PV reclama a la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública que  rechace el ERTE de Analiza, e intervenga para que las personas del Departamento de Salud de Dénia no sufran tamaña discriminación.